17 ene. 2010

Elantris de Brandon Sanderson


Hablar de este autor, así como de cualquiera de sus libros, es intentar describir el poder de un Dios con palabras mundanas: Una pérdida de tiempo en toda regla. Vosotros os preguntaréis, ¿y qué tiene este treinteañero americano que lo diferencie del resto de los escritores actuales? Bueno, os diré que la clave de sus libros radica en el siguiente lema: Todo en su justa medida. Dos gotas de acción, dos de política, otras dos de enredos, buenos personajes y amor; mézclame todo, añade una buena narración, un ritmo trepidanete y hala, ahí tienes Elantris: El regreso de la literatura fantástica pura y dura.

Elantris fue hermosa, en otro tiempo. La llamaban la ciudad de los dioses: un lugar de poder, esplendor y magia. Los visitantes dicen que las piedras mismas brillaban con una luz interior, y que la ciudad contenía maravillosos portentos arcanos. De noche, Elantris resplandecía como un gran fuego plateado, visible incluso desde una gran distancia.

Sin embargo, por magnífica que fuera Elantris, sus habitantes lo eran todavía más. Con el pelo de un blanco esplendoroso, la piel casi de un plateado metálico, los elantrinos parecían refulgir como la ciudad misma. Según las leyendas eran inmortales, o casi. Sus cuerpos sanaban rápidamente y estaban dotados de gran fuerza, sabiduría y velocidad. Podían hacer magia apenas agitando la mano; los hombres visitaban Elantris desde todo Opelon para ser objeto de curación, recibir alimento o conocimientos elantrinos. Los elantrinos eran divinidades.

Y cualquiera podía convertirse en una divinidad elantrina.

La Shaod, se llamaba. La Transformación. Golpeaba al azar, normalmente de noche, durante las misteriosas horas en que la vida se detenía para descansar. La Shaod podía tomar a un mendigo, un artesano, un noble o un guerrero. Cuando llegaba, la vida de la persona afortunada terminaba y recomenzaba; descartada su antigua existencia mundana, se marchaba a Elantris. A Elantris, donde podía vivir bendita, gobernar con sabiduría y ser adorada por toda la eternidad.

La eternidad terminó hace diez años.


No, no estáis leyendo la sinopsis del libro, sino el prólogo mágnífico de este único volumen, y es que el resumen general no le hace justicia alguna a tamañana obra. Ahora, os explicaré brevemente un poco de lo que va.

Una mañana como cualquier otra, Raoden despertó en su alcoba temprano, dispuesto a desempeñar su papel de príncipe y futuro heredero de Arelon -una de las cuatro ciudades que rodean Elantris- de la mejor forma posible. Sin embargo, ese día al ver su reflejo en el espejo, Raoden vio que su piel estaba perdiendo color, y tenía manchas negras por todos lados; por no mencionar el pelo cayéndose a mechones. Y nada más observar sus síntomas, Raoden supo con certeza cruel que la Shaod había ido en su busca; lo que significaba que ahora era un elantrino, ciudadano de la maldecida Elantris, antogua ciudad de los Dioses.

Mientras Raoden es desterrado tras los muros de Elantris, su padre, Ioden, monta un teatro para ocultar el desgraciado destino de su hijo, prefiriendo optar por hacer partícipe a todos de su repentina muerte. Pero lo que el rey no espera ni por asomo es la impertinente presencia de la prometida -y automáticamente viuda- de Raoden. Sarene -que así se llama- llega dispuesta a contraer matrimonio para que las alianzas políticas y económicas entre Arelon y Teod -su país de origen y reino dónde gobierna su padre- se afiancen definitivamente, aunque para ello tenga que llorar a un marido que jamás conoció durante el resto de su vida. Sin embargo, Sarene tendrá distracción cuando no se trague el paripé de que Raoden ha muerto. Con ayuda de sus nuevos amigos, y más de un peligroso enemigo, Sarene intentará descubrir lo que realmente pasó con Raoden.

Todo este embrollo -mezcla de política, amor, y estrategias varias- viene salpimentado con la presencia de Hrathen, un sacerdote que intentará imponer su religión a toda costa, aunque tenga que haber sangre, lágrimas y sufrimiento para conseguir su propósito.

Me encanta este libro, lo adoro, pero esto que voy a decir es una verdad como un templo: Elantris no es un volumen fácil de leer. Para empezar porque la trama entremezcla -magestuosamente, todo hay que mencionarlo- la política, religión y magia desde tres puntos de vista diferentes -Sarene para la política, Hrathen para la religión y Raoden para la magia-, pero con un lenguaje "Sadersoniano" que hasta que no llevas cierto número de páginas no te enteras ni de la misa la mitad, por lo que hay que tener cierta paciencia y continuar.

Eso sí, superado este pequeño obstáculo el libro no tiene desperdicio, para empezar, por la originalidad extrema del mundo que rodea Elantris y sus habitantes.

Sanderson crea de la nada una enfermedad, la Shaod, que hace que habitantes elegidos al azar entre las cuatro ciudades que rodean Elantris caigan en una especie de no-muerte repentina. A los elantrinos no les hace falta comer, ni beber, y tampoco tienen necesidades físicas -aunque eso no implica que no tengan sed y hambre-. También se les cae el cabello, la piel se pudre poco a poco, y sus golpes no sanan. Y esto último es una mierda, porque en teoría pueden vivir eternamente, pero completamente magullados. Por ejemplo, si te abren la cabeza, tú sigues con vida, pero el dolor de cuando te golpean no se va jamás, ni se cierra, ni sana ¿resultado? Pues que los elantrinos finalmente ceden a la locura pasados el primer año de vida en Elantris, convirtiéndose en energúmenos que atacan con crueldad animal.

Por otro lado, cuando eres elantrino la magia empieza a anidar en ti. Los antiguos elantrinos eran seres capaces de curar a la gente, dar de comer a todo un pueblo, crear prosperidad y estabilidad -tanto política como económica- sólo moviendo, y lo digo literalmente, los dedos. A tarvés de ellos se crean símbolos intrincados sujetos a cierta distancia entre líneas que si no se hacen correctamente pueden llegar a destruirte. Este tipo de símbolos mágicos son los llamados Aon-Dor. En la nueva Elantris, los alcanzados por la Shaod pueden crear estos dibujos, pero no obtienen resultados, ¿por qué?

Otro punto fuerte del libro son sin lugar a dudas los personajes. Hay tres que sobresalen del resto ya que la novela, escrita en tercera persona, se ve desde sus tres puntos de vista; son Raoden, Sarene, y Hrathen.

Raoden es un topicazo -ojo, apartenemente- en toda regla: El príncipe rebelde que no está de acuerdo con la forma de gobernar de su padre e intenta cambiar la situación de su país. Sin embargo, no es un personaje que raye en lo banal o clásico, es más, la etiqueta de topicazo se va eliminando cuanto más avanzas en el libro y ves su verdadera misión. Raoden tiene estilo propio, lo que crea un protagonista-héroe con fe, esperanza, y ganas de avanzar a pesar de su "enfermedad". Si Raoden tuviera que personificar una virtud dentro de la novela, sería el optimismo. En Elantris es considerado una especie de "salvador" y guía espiritual que inspira al resto a seguir adelante, a cambiar y ser más civilizados. Vamos, que lo único que le falta son dos pompones y tenemos al rey-animadora del siglo gritando: ¡Elantris, Elantris, ra, ra, ra!

Sarene de Teod es, por antonomasia, la mandona del libro. Feminista, resuelta, y poseedora de una inteligencia fuera de lo común -oculta por una máscara de teatral idiotez-, tiene los ovarios tan bien puestos que hace temblar hasta al mismísimo rey de Arelon. Sarene es fuerza, vitalidad, compromiso para con el prójimo, su país y su religión. Por estos dos últimos es que se mete de lleno en averiguar la muerte de su prometido y evitar que Hrathen forme alianzas politicas-religiosas que sometan al país. Es cierto que Raoden es el personaje clave del libro, pero cierto como un castillo que sin Sarene parte de sus planes no se llevarían a cabo. Ella es la que une a Raoden, desterrado en Elantris, con Arelon. Lo único que quizá aborrezca de Sarene es su inteminable tristeza por no poder casarse con su prometido, a pesar de que no lo amaba -aunque luego se enamora de él, pero eso ya es otra historia XDD-, ¿feminismo disfrazado? Aparentemente no, pero como el autor del libro es pastor de iglesia, quién sabe...

Hrathen es el malo de la historia, no hay más vuelta de hoja. Manipulador, arrogante, sediento de poder, y con un séquito que parece manejar pero que conspira a sus espaldas. Hrathen quiere crear un lazo entre su religión y Arelon, como antaño hizo con diferentes ciudades para que Elantris caiga aún más en el olvido. Para ello se servirá de diferentes trucos con ayuda de su gran vasallo Dilaf, un monje cuya fe ciega lo vuelve fanático. Odia todo lo que tenga que ver con Elantris y los elantrinos sin un motivo aparente.

En definitiva, Elantris, Sanderson y su mente privilegiada, crean un cóctel explosivo capaz de dejar por los suelos a muchos autores actuales. Con Elantris se regresa a la fantasía épica, clásica, romántica, llena de héroes y villanos, reyes y princesas, magia y sobretodo, un claro mensaje ético y moral.

Como curiosidad mencionar que a raíz de la publicación de Elantris en EEUU, Sanderson fue elegido por la viuda de Robert Jordan para continuar el trabajo de éste. Aquellos que améis la buena fantasía y las series interminables, seguro que Jordan os sonará porque es el autor de la aclamada saga "La Rueda del Tiempo", que quedó estancada en el libro dieciocho a causa de la muerte de su autor. Pues bien, Sanderson es el que ha escrito el número diecinueve, titulado The Gathering Storm y que se suponía iba a ser el último, pero al parecer no es así... lo que me lleva a dudar entre reír o llorar.

Elantris fue publicado en España un año después de haberse lanzado en Estados Unidos, es decir, en el 2006, y por Ediciones B. Su precio es de 20.00 euros, lo que sí, es caro para ser un libro juvenil, pero hay que tener en cuenta que tiene más de quinientas páginas, por lo que el dinero está bien amortizado. Ahora viene lo malo: El libro está agotado; yo lo he conseguido en una librería de segunda mano, lo que equivale encontrar la aguja del pajar, pero mira, por probar no os va a pasar nada. Además, merece la pena, os lo aseguro.

Lo que sí está a la venta en cualquier librería es una trilogía llamada "Nacidos de la Bruma" de Sanderson, muy recomendable y que a mí me gusta muchísimo más que Elantris, pero bueno, eso ya es cuestión de gustos. En España están publicados los dos primeros tomos, y aunque yo me he leído sólo el primero, estoy deseando recuperarme económicamente para echarle el guante al segundo.

Y nada más por mi parte, ahora a esperar vuestros comentarios.

¡Nos leemos!

8 comentarios:

MeL* dijo...

suena tan interesante!
gracias por la reseña ;)
saludos <3

Javier Ruescas dijo...

No había oído hablar de esta novela, pero me la apunto. Estaré atento por si la veo en alguna tienda de 2ª mano.

Gracias!

Elwen dijo...

Como buena lectora de fantasía había oído hablar del libro pero tu reseña es... la leche, está muy completa y me ha animado totalmente a comenzar la búsqueda de este ejemplar perdido. Además un solo tomo, eso se agradece de vez en cuando porque estoy un poco cansada de sagas eterrrrnas.

Izzy 13 dijo...

Había oído hablar del libro pero hasta tu reseña no me llamaba nada la atención. En fin, lo pondré en mi eterna lista de lecturas pendientes...

barnsdale11 dijo...

Tu rey-animadora me ha matado xDDDDD

Acabo de apuntármelo como pendiente =P Si cae en 2º mano, bien. Pero si no, lo tienen en el bookdep por 5 euritos, así que... ^_^

Shashira dijo...

Mel: De nada, espero que cuando lo leas me avises, ¿eh?

Javier Ruescas:Si sabes inglés, seguramente en Book Depository lo encontrarás muchísimo más barato que en castellano. Por cierto, te vi en la presentción del Violín Negro en Madrid -por fotos, porque a mí me coge muy lejos- suerte que tuviste T_T

Elwen: Elwen las sagas eternas ya son típicas dentro de la literatura juvenil, ahora los que están en peligro de extinción son los tomos únicos. Parece que como algo funcione das una patada y te salen cuatro iguales. Lo peor es que nosotros caemos como moscas y compramos compulsivamente XDD por cierto, me ha encantado tu último post.

Izzy 13: ¡Hazlo! De verdad que no te vas a arrepentir, a mí me ha encantado.

Barnsdale11: Malvadaaaaaa yo ahora es cuando me estoy atreviendo con libros en inglés, pero a veces me descargo la traducción o me los compro cuando ya me los he leído en castellano, así voy cogiendo el ritmo con el inglés. Espero pronto ser capaz de leer sin tener a mano un diccionario... pero creo que no XDD.

Lograi el Luciérnago dijo...

"Dos gotas de acción, dos de política, otras dos de enredos, buenos personajes y amor; mézclame todo, añade una buena narración, un ritmo trepidanete y hala, ahí tienes..."
¡Canción de Hielo y Fuego! xD
Oye, pues pinta muy bien. A ver si encuentro tiempo y le echo una miradita...

Anónimo dijo...

Leí la novela hace un par de años, y estaba buscando alguna critica por google cuando me he encontrado con tu blog. Lo cierto es que la judgas sabiamente y no puedo mas que darte la razon en todo lo que dices a cerca de Elantris. Además el resumen que has colgado es francamente bueno, superior a cuantas sinopsis estoy encontrando.

Por tanto, gracias. Un saludo.