6 jun. 2011

Noches de Sal de David Mateo

¡Ya estoy aquí!

Os avisé de que iba a estar desaparecida, aunque ha sido algo más de lo esperado por problemas técnicos en la actualidad solventados, así que pasemos página y a otro rollo.

Hoy vamos a reseñar Noches de Sal de valenciano David Mateo.

Enjoy!

Sinopsis:

Aurora, a los once años, quedó marcada por las trágicas circunstancias de la muerte de su madre en un accidente de tráfico. Desde entonces, permanece recluida en un piso de la calle de Los Nocturnos de Valencia, encadenada a viejos rostros de su niñez y a unas criaturas fantasmagóricas que nacen de su propia psicosis.

Abel, joven ilustrador que trabaja para Las Provincias y que estudia medicina en la Facultad, llega hasta ella a través de una pasión común: la literatura. El arte y la inspiración consumarán una relación atípica entre ambos. Lo que ninguno de los dos sospecha, es que esa relación traerá consecuencias terribles en un futuro lejano que afectarán a las personas que más aman.

 
Noches de Sal es un libro que abarca dos espacios temporales diferentes:

Por un lado tenemos a Abel Barros, estudiante de medicina y ex alumno de Bellas Artes que se gana la vida tatuando ilegalmente en una vivienda de okupas. Cuando Abel consigue trabajo como ilustrador en el periódico Las Provincias, llega a sus manos un manuscrito firmado por un tal Secreto; desde el primer instante el relato llama la atención del muchacho, que con ayuda de sus dos compañeras de piso, Patricia y Lorena, decide investigar la verdadera identidad del autor.

Y llega Aurora Serra a la vida de Abel. Aurora tiene agorafobia, y vive junto a su abuelo Horacio en el callejón Los Nocturnos, donde ve la vida pasar a través de los libros que lee o los cuentos que escribe bajo el pseudónimo de Secreto. Cuando Abel y Aurora se conocen, la chispa salta al instante, y juntos comenzarán una relación que pondrá sus vidas y la de sus amigos, en peligro...

Quince años más tarde, un asesino llamado Pilatos asola Valencia en busca de "Los Nocturnos", dejando a su paso cadáveres que la forense Patricia Múñoz es encargada de diseccionar. Nadie sabe de dónde ha salido, nadie sabe quién es, pero todas sus víctimas guardan relación de alguna u otra forma con Abel y Aurora.

Hay secretos que es mejor tener bajo llave...

Noches de Sal es la primera novela que leo de David Mateo, y la experiencia me ha dejado con muy buen sabor de boca. Aún después de terminarla, sé que es un libro que voy a releer, y no sólo por la huella que me ha dejado, sino porque la forma de exponerlo me ha dejado pasmada. Hacía mucho tiempo que no cogía un libro de éste género, pero no me arrepiento en absoluto.

Ambientada en la Valencia actual, Mateo desgrana a través de dos espacios temporales los entresijos de esta fantástica joya, que bebe de las clásicas novelas góticas y de terror con cierto regustillo paranormal.

Los protagonistas son geniales. Originales, con personalidad, reales, y cada uno tiene su parte estrella, desde Abel, pasando por Lorena, Patri, Aurora, Horacio e incluso Rafa. Están definidos, y avanzan junto a la historia, con sus virtudes, defectos y frases míticas. Me ha gustado especialmente que no son personajes "americanizados", todo lo contrario, algunos de ellos son muy típicos de estos lares, con los que te puedes encontrar más o menos en una situación normal. Mención especial para Manchón, que ese hombre es auténticamente español.

Voy a confesarme: Yo me propuse odiar a Abel Serra. Lo sé, soy muy mala, pero es así. Mi idea era odiarlo, porque Abel es uno de esos que aunque parece no tener nada especial y no comerse un colín, tanto Aurora como sus dos compañeras de piso andan medio locas por él y eso es algo que no comprendo... pero me enamoró. Caí como una quinceañera y bebía de sus palabras, de cada suspiro, frase o escena en la que estaba. Es un personaje que dentro de la inmoralidad es moral, que cuando se enamora no ve más allá. Ha habido tantos momentos en los que me he visto en los ojos de Abel, en sus sinsabores y esperanzas que al final me ha conquistado.   

Aurora Serra es un faro en la tormenta que guía hacia puerto pero que si no te andas con cuidado te hunde en la destrucción. La relación amorosa entre Abel y Aurora es bonita, llena de escenas preciosas y frases hermosas, con un toque eterno pero un final del todo predecible que te deja con una sensación de que algo falló. Desde un principio me pareció que les faltaba cierto toque pasional por parte de ella. El lector en todo momento conoces los sentimientos de Abel, y sabes que la ama con toda su alma. Sin embargo Aurora, no sé si por su apariencia de "muñeca de porcelana" o qué, no me pareció que estuviese  en la misma onda que el protagonista. Abel da, y da, y da, y Aurora recibe ensimismada, como una niña en Navidad, pero no sentí que fuera algo recíproco, y quizá por ello ésta mujer se me atragantó.

David Mateo tiene una forma de llevar la trama fascinante, pues cada mínimo detalle es crucial a la hora de desentrañar el misterio del libro, y la forma de combinar los dos espacios de forma que al final uno encaje con otro como el más complicado de los rompecabezas es simplemente mágico. Una vez empiezas, no puedes dejar de pensar en este libro. Lo mantienes en la cabeza mientras trabajas, cocinas o en el váter, machacándote una y otra vez, intentando averiguar qué pasará, qué te espera, cómo terminará.

El ritmo en general es ágil, y aunque es cierto que hay veces que las escenas se alargan hasta la saciedad (como por ejemplo la de los asesinatos) ha sabido llevarla a buen puerto y no aburren. Mateo narra a una manera muy suya, con descripciones detalladas, frases que evocan la Edad de Oro Española y otras barriobajeras que combina con un humor muy sarcástico y una vena romántica. Deja varios ingredientes a la vista, que se cocen lentamente a través de las más de quinientas páginas del libro, pero con el toque secreto guardado para el final, para que ese regusto de sensaciones que has ido experimentando -amor, celos, lealtad, infidelidad, crueldad, violencia, lascivia- exploten en un juego pirotécnico tan inusual que no puedas menos que aplaudir al autor.  
  
Nota:


Noches de Sal es una novela que te siente sentimientos contrapuestos. Violencia, sexo, amor, traiciones, fantasmas, secretos y esperanzas, todas ellas tienen cabida en este libro que te mantendrá en vilo hasta el final, haciéndote suspirar y estremecerte a partes iguales. Imprescindible para todo aquel amante del género.

Noches de Sal salió a la venta en mayo de este año de la mano de Ajec. lo podéis encontrar en grandes almacenes y su precio es de 23.90, os parecerá caro, pero el libro lo vale. Como opinión personal diré que la portada me encanta. 


Y aquí os dejo el book trailer, bastante currado...


Agradecimientos a AJEC.

Y eso es todo por hoy.

¡Nos leemos!

5 comentarios:

Tatty dijo...

Estoy de acuerdo contigo, la he acabado ayer y me ha encantado, las dos tramas son igual de interesantes y estás deseando avanzar y la forma de llevar la narración hasta el final donde todo encaja es fantástica

Espe dijo...

Parece interesante, me la apunto!

Gracias por la reseña

Besos

Plexiglas dijo...

menuda reseñaza!!! como no lo voy a apuntar??

un besazo*

Lana Drown dijo...

Has hecho que me pique la curiosidad por un libro que en principio no me llamaba la atención, ¡y además tengo el reto personal de leer a más autores españoles! Jajaja, así que gracias por la info ;)

Por cierto, ¿qué tal la operación? Espero que bien...

Anónimo dijo...

I have never seen better than this site.