19 abr. 2013

Hablemos de... Irresistible de Lisa Kleypas

Buenos días por la mañana nos den, y por la tarde, también (esto lo decía mucho mi abuelo xd).

¿Soy  yo la única que ha visto cómo la primavera ha pasado de largo para colarse directamente el verano? No sé allá en el norte, pero en Cádiz ya estamos en la playa, con sandalias todo el día y sudando la gota gorda, como se dice por aquí. Si ya estamos así en pleno abril, ¡no quiero ni pensar en agosto! Eso sí, yo para combatir estas calores ya preparé ayer una pedazo de jarra de limonada bien fresquita que mis hijos y yo tomamos para merendar. Mmmmm ¡me encanta! y ya acompañada de fruta fresca ni os cuento (muero, muero, muero, muero por tener aquí ya las picotas y el melón ¡ñam!).

Hoy vamos a reseñar un libro de amoooooooooooorrrrrrrrrr (esa erre muy a lo gatuno) escrito por la Diosa de la literatura romántica en la regencia: Lisa Kleypas. De Kleypas me he leído la mayoría de los libros, y a pesar de ello y de mis cuatro años con el blog, no cuenta con ninguna reseña en él ¡hereje, hereje! me gritaréis, pero tranquilos, que ahorita mismo le ponemos solución.

Sinopsis de Shashira:

Amanda Briars es una autora de gran éxito cuya vida cuenta con un gran inconveniente, ¡pronto cumplirá treinta años y sigue siendo virgen! ¿Cómo puede vender cientos de ejemplares hablando de la pasión cuando no ha sido capaz de experimentarla?

Determinada a dejar su virginidad atrás, Amanda contrata los servicios de un "gigoló" llamado Jack, un hombre alto, apuesto y de ojos azules que tiene la extraña habilidad de ponerla en aprietos. Amanda quiere acostarse con Jack pero, curiosamente, Jack no quiere acostarse con la señorita Briars, ofreciéndole a cambio ciertos minutos de "calentamiento global".

Días más tarde Amanda acude a una fiesta y allí se encuentra nuevamente a Jack, ¿está acompañando a alguien? ¿cómo puede presentarse en la temporada de Londres sin levantar sospechas? ¿Sabrá la gente que es un "gigoló"? Y entonces se descubre la verdad: El insufrible, exótico y descarado prostituto no es otro que Jack Devlin, despiadado editor cuya fortuna asciende a hacer temblar a la propia corona y cuyo imperio está más extendido que el Oppa Gagnam Style. Jack quiere que la señorita Briars trabaje para él, lo que le cuesta miles de libras, un chantaje, y mucha dosis de sensualidad.

A partir de aquí, Amanda deberá mantener con Devlin una simple relación de negocios, ¿podrá soportar su virginal cuerpo tanta presión?

Contraria al universo -para no variar-, Lisa Kleypas empezó a formar parte de mi vida gracias a la trilogía de Hermanos Travis (Mi nombre es Liberty, El Diablo tiene ojos zules, y Buenas vibraciones), que si no me equivoco se trata de la única trilogía contemporánea que la autora tiene en su extensa colección de sagas. Luego vino la Saga Hathaway, Floreros (estas dos con la de Travis son mis favoritas) y así una larga lista de títulos de lo más ñoños, hasta leerme al completo todas sus obras.

Si hay algo que caracteriza a Lisa Kleypas es que cuando lees sus libros tienes una garantía certificada de mil años que te asegurarán unas cuantas risas, encontrando entre sus páginas personajes de lo más variopintos, situaciones inverosímiles, diálogos frescos y protagonistas muy humanos que más de una -y uno- desearía tener en su vida en carne y hueso (Hardy Cartes ay, omá). En sus novelas no encontrará sorpresas, pero eso no quiere decir que no te vayas a divertir, y es que Lisa Kleypas es como tomarte un helado en pleno agosto: Ligero, refrescante y dejando buen sabor de boca de prncipio a fin.
 
En esta ocasión nos encontramos con Amanda Briars, famosa novelista cuya virtud sigue intacta a los treinta años -como opinión personal: últimamente las vaginas virginales están en auge en la literatura ¿no? El Infierno de Gabriel, Cincuenta sombras de Grey, Beautiful Disaster... toda aquella que quiera conseguir un novio buenorro a estas altura va a tener que restaurarse el himen-. Amanda está considerada por la sociedad una solterona, y por ello se muestra tal y como es: Independiente, con más cabeza que la mayoría de los hombres, y sobretodo segura de sí misma. Después de cuidar a sus  padres durante años ajena al mundo y su movimiento, la señorita Briars tiene claro que quiere darle algo de vidilla a su regordete cuerpo, contando con la ayuda inestimable de Jack Devlin.
 
Jack es apuesto, un editor que se ha labrado un futuro desde los bajos fondos, y cuyo pasado no le deja continuar. Devlin es un Darcy en potencia con una lengua afilada, un cuerpo de infarto, y muchas ganas por conseguir todo lo que desea, que en estos instantes, no es otra cosa que meterse entre las sábanas -y piernas- de seda de la voluptuosa Amanda Briars.
 
Tanto Devlin como Amanda son protagonistas muy definidos, con sus claroscuros, sí, pero sobretodo que saben lo que quieren. Si de Amanda me ha gustado su independencia e inteligencia, de Devlin admiré su afán por no hacer de ella una muñeca de porcelana, sino una igual: No trata en ningún momento a Amanda con condescendencia o superioridad machista, aceptando su carácter y su independencia por encima de todo. Es posesivo pero sin abusar, bruto pero correcto, cariñoso aunque no en exceso. Todo en su justa medida ha creado una pareja con química, que nos hará disfrutar de su relación con cada capítulo.




—Bien — dijo Jack en voz baja—. Prende fuego al mundo entero. Pero deja que yo te entregue las cerillas


Irresistible no destaca sobre otros libros de la autora, y no ofrece nada nuevo al género, pero con ello no quiero decir que sea un mal libro, sino todo lo contrario. Su ritmo no decae, los diálogos son muy graciosos -aunque no tanto como en otras novelas de la autora- y sus personajes nos harán suspirar con su pasión desenfrenada. Engancha, pero no obsesiona. Después de todo, si lees literatura romántica sabes cómo va a terminar todo.
 
 
Quizá he echado en falta más protagonismo por parte de los secundarios -en especial del ayudante de él, Oscar- y más romanticismo -este en un libro donde los "Te quiero" brillan casi por su ausencia-, pero entiendo que esto último se debe en gran medida al carácter pragmático de Amanda y el muro de contención que es Devlin, y lo primero a que no forma parte de ninguna saga, así que no hay nada que exprimir.
 
En general Irresistible ha resultado ser una lectura ligera, amena, y con la que no puedes evitar sentirte identificado en uno o varios momentos con los personajes. Un libro recomendable para leer de una sentada en una tarde o para relajarte entre saga y saga.
 

Nota:




Irresistible se publicó en España por primera vez en 2003 bajo el sello Ediciones B. Su precio varía según la edición, pero va desde los cinco euros hasta los diecisiete.

Y eso es todo.

¡Nos leemos!

1 comentario:

Leyna dijo...

No me llama especialmente :P

besoteeeees ^^